La digitalización del sector bancario

El COVID-19 y la digitalización bancaria

Cada vez nos movemos más rápido hacia un mundo completamente digital, y la aparición de la COVID- 19 ha acelerado este proceso. Por ejemplo, el incremento del teletrabajo, las ventas online, el streaming o las videoconferencias son consecuencia de la limitación a la movilidad.

El sector financiero no es indiferente a esta tendencia. Antes de la pandemia, ya habían aparecido bancos digitales, o neobancos, que ya ofrecían costes más baratos y permitían realizar cualquier transacción directamente desde el móvil, sin necesidad de tener que moverse. Estos bancos están especialmente dirigidos a estudiantes, ya que les ofrece una versión más moderna de un banco por un menor precio, además de dar recompensas económicas por traer a amigos a la plataforma.

Muchos de estos neobancos ya forman parte de Finnovating, la primera plataforma de Matching as a Service que te permitirá contactar con más de más de 50.000 FinTech, 10.000 corporaciones y 5.000 inversores de todo el mundo. Más info

Bancos digitales europeos

Algunos ejemplos de bancos digitales son N26 o Bnext, propuestas que ofrecen precios más asequibles gracias a tener costes más bajos debido a la contratación de menos empleados y, al ser empresas 100% digitales, no tener sucursales físicas.

N26, es un banco digital alemán, que cuenta actualmente con más de 5 millones de clientes y está presente en 26 países. Hace tan solo 2 años, en mayo de 2019, tenía poco más de 2 millones de cuentas, y por lo tanto ha incrementado su número de clientes en un 150% en menos de 2 años. Una de las acciones clave ha sido ofrecer cuentas bancarias y envío de tarjetas completamente gratuitas, además de ofrecer un número determinado de retiradas de cualquier cajero europeo sin cobrar ningún tipo de comisión y proporcionar una aplicación móvil muy intuitiva y personalizable, dejando abrir diferentes cuentas para ahorrar para en viajes, regalos, o cualquier otro plan. A estas ventajas, hay que incluir su fiabilidad y seguridad. N26 cumple con todas las regulaciones europeas y está bajo la supervisión de la Autoridad Regulatoria de los Mercados Financieros, y con un fondo de 100.000€ garantizados a los clientes por el Fondo De Garantía de Depósitos alemán.

Otro ejemplo es Bnext, el primer neobanco español especializado en servicios bancarios y financieros completamente en línea. Bnext nació en 2016 como alternativa a la banca tradicional, pero no fue hasta 2020 cuando el Banco de España le concedió la licencia como entidad de dinero electrónico. Propuesta que presenta un modelo 100% tecnológico con en el que facilitar al usuario el control de su dinero para poder administrarlo de forma más inteligente, libre y sencilla, algo especialmente valorado entre los jóvenes, de aquí su gran impacto, llegando a crecer un 800% en menos de un año (desde Julio de 2018 hasta abril de 2019). Para conocer algo más sobre las intenciones de Bnext, tan solo hay que ver alguno de sus perfiles en redes sociales: “Si has llegado hasta aquí porque buscabas un banco, lo sentimos, te has equivocado.” En definitiva, Bnext busca romper con la concepción tradicional de “Banco” y obliga a estos a renovarse.

Digitalización de entidades financieras españolas

La aparición de bancos digitales ha obligado a los bancos tradicionales a lanzar nuevas estrategias para poder adaptarse y no perder su cuota de mercado. A continuación, analizaremos como las grandes entidades financieras españolas se han adaptado a la digitalización para poder competir con los “nuevos” bancos, no perder a sus clientes más jóvenes y atraer a nuevos clientes. Estas son algunas medidas tomadas por el Banco Santander y el Banco Sabadell.

covid y banca digital
Fuente: La gran banca gana 6,5 millones de clientes digitales en 2020, impulsada por el Covid | Compañías | Cinco Días (elpais.com)

Banco Santander lleva años apostando por los avances tecnológicos y la inversión en la banca online, objetivo que se ha visto reforzado por la crisis sanitaria del 2020. La entidad anunció en junio de 2020 su intención de aumentar plantilla de profesionales tecnológicos con 3000 nuevos puestos, para potenciar así la transformación digital en todos los mercados en los que opera. El objetivo de estas contrataciones es contar con profesionales que ayuden a mejorar la experiencia del cliente a través de la banca online, además de aumentar la eficiencia.

Por otro lado, el banco Santander decidió invertir 20.000 millones de euros para conseguir posicionarse como referente en la digitalización bancaria. Por lo tanto, podemos decir que esta gran entidad financiera española, apuesta por la digitalización bancaria y lo considera uno de sus principales objetivos.

De la misma manera, el Banco Sabadell ha desplegado diversas soluciones y estrategias para adaptarse a este nuevo entorno. Ha implementado la firma digital por los canales móvil y correo electrónico, y el Open Banking (PISP), lo cual, convierte a Sabadell en una de las primeras entidades europeas en ofrecer un servicio para facilitar la operativa remota a autónomos, empresas y familias.

Además, ha creado dos programas diferentes para facilitar el acceso y uso de sus servicios:

El programa WhatsNext, el cual busca la trasformación en la forma de trabajar y la mejora de la forma de relacionarse con los agentes externos, gracias a nuevos dispositivos y herramientas de comunicación. Gracias a este programa, el empleado podrá acceder a los recursos del banco en cualquier lugar y en cualquier momento.

El programa Discovery, que busca la modernización y transformación de las infraestructuras tecnológicas, como la simplificación y automatización del modelo operativo y procesos más eficaces. Con ello, la empresa quiere conseguir mejorar la continuidad y disponibilidad, perfeccionar el modelo operativo y aumentar la eficiencia económica, además de realizarlo todo incrementando la seguridad2.

Como hemos podido ver, los bancos digitales han llegado para quedarse, y van a seguir creciendo debido a los precios que son capaces de ofrecer. Por otra parte, los bancos tradicionales están intentando adaptarse y mejorar su servicio digital, para así dejar de perder cuota de mercado e intentar ponerse a la altura de las ventajas de un neobanco.

Autores: Helena Cobo, Victor Alejo, Gonzalo Carmena, Mario Vendier y Francisco Martínez.

¿Aún no conoces las ventajas de formar parte de la plataforma Finnovating?. Apúntate a nuestra Waiting List.

Related posts

Leave a Comment

Shares